El Tribunal de Cuentas se interesa por la situación de Samobeco

El Tribunal de Cuentas se interesa por la situación de Samobeco

  • Los promotores de la factoría, que cerró sin llegar a funcionar realmente, aún no han devuelto las ayudas de SOFIEX

Fue una esperanza de empleo estable para muchos y la posibilidad para todos de contar con una fábrica ‘de verdad’ en este páramo en lo que a industria se refiere. Todo empezó con un rumor insistente, tomado por muchos con escepticismo, hasta que en 2004, la noticia quedó confirmada: la sociedad pública de capital-riesgo SOFIEX entraba en el proyecto Samobeco, tomando el 49% de las acciones (algo más de 700.000 euros).

El 51% restante corría a cuenta de los inversores privados, un grupo catalán atraído a Fuente de Cantos por un emigrante asentado en Barcelona. La factoría se dedicaría a la fabricación de elementos metálicos mediante el reciclado de latón, produciendo al año 15.000 toneladas de barras y perfiles.

La inversión total rondaba los 6 millones. Pero, sobre todo, se hablaba de no menos de 20 empleos directos y fijos (todo un pelotazo para la localidad, imagínense que una empresa anuncia la contratación de mil personas en la ciudad de Badajoz), además del empleo en actividades auxiliares (transporte, limpieza, mantenimiento, suministros, etcétera).

Asimismo, se anunció que los 20 empleos serían solo al principio, que la previsión era, a poco que funcionase el mercado, ampliar instalaciones y contratar más gente. Hubo algunos que, deslumbrados por esta posibilidad, dejaron sus empleos para meterse en el curso previo de formación de Samobeco que, al parecer, les aseguraba un puesto.

Tras constatar la imposibilidad de instalar la fábrica en el polígono industrial, se optó por situarla en un solar a cuatro kilómetros de la población, al pie de la carretera que une Fuente de Cantos y Bienvenida.

A principios de 2006, la factoría recibía el visto bueno medioambiental, y un año después estaba construida y lista para empezar a trabajar.... A finales de 2008, el Juzgado Mercantil de Badajoz declaraba concurso de acreedores por las deudas acumuladas y la fábrica cerraba.

Pero, ¿qué ocurrió entre el final de la construcción y la liquidación de la empresa? ¿Llegó a funcionar en algún momento? Todo apunta a que nunca procesó un solo gramo de latón. Quienes fueron ‘contratados’ aseguran que se pasaban el día mano sobre mano, a la espera de un supuesto cursillo para el manejo de las máquinas, de las cuales se instaló una parte, hasta que dejaron de cobrar y optaron por ir marchándose. Al parecer, diferencias entre de última hora entre los socios hundieron el proyecto ya listo para funcionar.

Como recuerdo del proyecto fallido, quedan las naves, unas moles de diez metros de altura que sobresaltan como pegotes en mitad del campo, vacías, ya que la escasa maquinaria con que llegó a contar se retiró hace tiempo dentro del proceso de concurso de acreedores.

Embargos

Ahora el asunto ha sido devuelto a la actualidad tras aparecer en el último informe del Tribunal de Cuentas referido a Extremadura.

Cuenta el informe que al frustrarse el proyecto, la entidad pública SOFIEX (hoy integrada en Avante) requirió a los promotores para que, de manera solidaria, pagasen a la sociedad de capital riesgo 893.516,93 euros. Así se había estipulado en el contrato inicial, que indicaba que los promotores pagarían esta cantidad, bien como recompra de acciones transcurrido un plazo y una vez que Samobeco estuviese rindiendo al máximo, o bien si el proyecto no se concretaba.

Al ver ignorada su petición, SOFIEX recurrió a los tribunales, y el Juzgado nº 3 de Mérida le dio la razón instando a los promotores a pagar la deuda de manera solidaria. Sin embargo, los promotores recurrieron y la Audiencia Provincial de Badajoz les dio la razón eximiéndoles del pago.

A su vez, SOFIEX recurrió en casación ante el Tribunal Supremo, que en 2014 falló a su favor, confirmando lo dicho por el Juzgado de Mérida y obligando a los promotores Samobeco Inversiones Metalúrgicas SL, Carles Beltrán, SA, Alberto Santos y Juan Manuel Morales, a pagar casi 1,5 millones de euros, resultantes de la deuda principal más los intereses acumulados.

Tras varios recursos, todos desestimados, a mediados de 2016, el Juzgado a instancias de SOFIEX comenzó a investigar los bienes de los condenados para ejecutar los embargos. Con todo, el asunto sigue vivo, puesto que los bienes embargados no cubren la deuda (en algunos casos se trataba de vehículos muy antiguos, sin valor alguno). Por ello se continuará pendiente de descubrir nuevos bienes y rentas que puedan añadirse al pago de la deuda.

Como recuerdo, quedan las naves vacías cuyo acceso está cerrado por una cancela dotada de un candado tan oxidado e inútil como el propio proyecto.

HOY

HOYFuente de Cantos

HOY DIGITAL

Registro Mercantil de Badajoz, Tomo 220, Folio 66, Sección, Hoja 11365, Inscripción 1 C.I.F.: B06335467 Domicilio social en Carretera de Madrid-Lisboa nmero 22 06008 Badajoz Correo electrónico de contacto edigitales@hoy.es

Copyright Ediciones Digitales SLU, Diario Hoy de Extremadura, 2008. Incluye contenidos de la empresa citada, del medio Diario Hoy de Extremadura, y, en su caso, de otras empresas del grupo de la empresa o de terceros.

EN CUALQUIER CASO TODOS LOS DERECHOS RESERVADOS:

Queda prohibida la reproducción, distribución, puesta a disposición, comunicación pública y utilización total o parcial, de los contenidos de esta web, en cualquier forma o modalidad, sin previa, expresa y escrita autorización, incluyendo, en particular, su mera reproducción y/o puesta a disposición como resúmenes, reseñas o revistas de prensa con fines comerciales o directa o indirectamente lucrativos, a la que se manifiesta oposición expresa.

El proyecto local más potente creado por el Diario HOY para un municipio. La edición impresa tiene una distribución mensual gratuita de 2.000 ejemplares a todo color.

PUNTOS DE REPARTO

    • Ayuntamiento
    • Anunciantes