Parroquia de Nuestra Señora de la Granada

La celebración del Corpus comienza con la vigilia de Cáritas

José Miguel Amaya
JOSÉ MIGUEL AMAYA

El próximo domingo 19 de junio se celebra la fiesta del Corpus Christi, del Día de Caridad, y Cáritas lo hace bajo el lema «Somos lo que damos. Somos amor», una campaña invita a «orientar nuestros anhelos y propósitos desde el aprender a amar y el dejarnos amar por los demás».

Con este motivo esta tarde tendrá lugar la vigilia de oración de Cáritas a las 19:30 horas en la parroquia con ese enunciado «Somos los que damos. Somos amor» referente a la conmemoración del 75 Aniversario de Cáritas Española, una efeméride que recorrerá todo 2022. La convocatoria, que este año coincide con la celebración del 75 aniversario de Cáritas Española, recuerda que el amor es «lo único que da sentido a nuestra existencia» y, por ello, es el motor que «nos hace avanzar y proyectar el bien común» y, a la par, «alumbrar horizontes posibles de esperanza, de oportunidades y de vida nueva», según informa la organización.

Tras dos años de pandemia seguimos transitando tiempos desolados, marcados por una profunda crisis que nos hace aferrarnos al presente. El informe FOESSA presentado recientemente nos muestra una dura realidad: la del empeoramiento de las oportunidades laborales y sociales de miles de familias que ya estaban en situación de exclusión. A ello se suma la gravedad de la guerra en Ucrania y los 6,5 millones de personas que han tenido que huir del país causando en Europa la mayor crisis humanitaria después de la II Guerra Mundial.

La Solemnidad del Corpus Christi comenzará el domingo a las 19:00 horas a con una misa en la parroquia de Nuestra Señora de la Granada, y seguidamente tendrá lugar la procesión que recorrerá las calles: plaza de la Constitución, Llerena, Plaza de Zurbarán, Isabel la Católica, Paco Araujo, Plaza de la Hermosa, Hermosa, plaza de Zurbarán, Nicolás Megías, plaza de Santa Teresa, plaza del Carmen, Pizarro y finalizó nuevamente en la plaza de la Constitución con la bendición del Santísimo Sacramento.

Como es tradición, los niños y niñas que han hecho su primera comunión este año, acompañaran al Santísimo Sacramento.

Los vecinos y vecinas de la localidad engalanaran una vez más balcones y calles.